La exfoliación corporal

 

Es un tratamiento que consiste en eliminar las células muertas que se acumulan en la superficie de la piel. Por lo tanto, este proceso tiene como objetivo favorecer el proceso de renovación celular, activar la microcirculación y el drenaje, mejorar la apariencia y oxigenar la dermis.

Esta técnica del peeling corporal puede realizarse tanto en invierno como en verano. 

¿Cuáles son los beneficios del peeling corporal?

El peeling corporal no causa problemas ni debilita o altera el equilibrio químico natural dermatológico. Eso significa que además de proporcionar unas increíbles sensaciones de bienestar y relajación, también resulta muy beneficiosa. Por ejemplo, permite remover la capa exterior de la epidermis para conseguir una piel más limpia, joven y tersa. No obstante, esta técnica tiene muchas más ventajas:

Elimina células muertas

La exfoliación tiene un efecto inmediato. Es una limpieza profunda que remueve las células muertas y las capas superficiales de la piel para activar la regeneración celular. Y además, estimula la liberación de toxinas a través de los poros de la piel. De esta manera, el tejido se convierte en uno nuevo, libre de impurezas, logrando una piel limpia y tonificada.

Previene el envejecimiento

La técnica del peeling acelera la regeneración celular, activa la circulación sanguínea y favorece la oxigenación. Esto permite que la piel obtenga mayor cantidad de nutrientes y oxígeno.

Efecto antiestrés

También tiene un efecto anti estrés ya que ofrece una sensación de bienestar muy agradable y una experiencia relajante para la piel. Esta técnica permite estar calmados y tranquilos.

Realza el bronceado

Gracias a este tratamiento, el color de la piel se ve más intenso y uniforme, sin machas ni zonas oscuras. Además, permite que el tejido se proteja mejor de los rayos solares.

Diseño-sin-título-2021-10-08T132606.271.jpg